jueves, 6 de agosto de 2015

Apenas un deseo



A veces sólo falta éso ... un deseo con peso y aromas de flores...
Llovió toda la noche; todo quedó aterciopelado en el jardín, dispuesto a sorprendernos...
Seguramente va a ser un gran día.